Sardinas en la tradición de la gastronomía amalfitana

Dos elementos muy populares en la gastronomía del cilento se combinan en un delicioso manjar típico, los boquerones rellenos con el autóctono cacioricotta, los “cuoppi” de fritura mixta, las zeppole y la Colatura di alici de Cetara.
Tiempo de lectura estimado : 1 Minuto, 35 Segundos

En la región Campania, al sur de Italia, el consumo de pescado se puede decir que es reciente, pero en verano en casi todas las playas hay lugares para disfrutar de una deliciosa fritura mixta de sardinas, sepias, calamares y boquerones, servidos en unos conos “cuòppo”; así se puede disfrutar de un paseo a lo largo del malecón en la noche, cuando el calor ha disminuido y una increíble brisa que viene del mar te acaricia.

En la costa amalfitana hay un pequeño pueblo Cetara donde están los mejores pescadores del mar Tirreno. Ellos hoy en día siguen los antiguos métodos prerromanos para la pesca de meros, anchoas y sobre todo atunes.

Al llegar a este pintoresco pueblo, no se puede dejar de saborear un tradicional plato muy popular en la Costa Amalfitana, «La Colatura di alici di Cetara>>. Su origen es muy antiguo, remonta a la época de los griegos, que acostumbraban utilizar las vísceras de los peces para preparar una salsa conocida como Garum.

 Narran que Marco Gavio Apicio, famoso gastrónomo romano del siglo I, que vivió durante los reinados de los emperadores Augusto y Tiberio, en su recetario “De re coquinaria”, menciona el Garum como uno de los platos sabroso y rápido de preparar.

La “Colatura di alici”, es un líquido cuya receta es secreta que pasa de generación en generación. Se obtiene a partir de sardinas frescas sometidas a presión, depositándose un líquido (la colatura), que se deshidrata al sol. Es un proceso que dura aproximadamente 5 meses.

No se puede dejar de degustar las “älici´mbuttunate”, son los boquerones rellenos con queso de cabra “cacioricotta”. Se prepara el relleno con cacioricotta rallado, huevo, perejil y se coloca entre dos boquerones. Se colocan en una tortera y se cubren con salsa de tomate. Se cocinan durante pocos minutos.

Ayúdanos compartiendo